rafael_guillen_web

La Comisión de la Feria del Libro de Granada ha decido otorgar el Premio de la Feria de la edición 2018 al gran poeta Rafael Guillén en reconocimiento a su brillantísima trayectoria literaria, tanto en las letras granadinas como en las andaluzas y nacionales.

El premio, una escultura en bronce de un abrecartas, obra de la reconocida artista Soledad Sevilla y donado por la Diputación de Granada, se entregará en el acto inaugural de la FLG 2018, que tendrá lugar el 20 de abril a las 20h en el Quiosco de la Música del Paseo del Salón.

RAFAEL GUILLÉN nace en Granada el 27 de abril de 1933. Perteneciente a la Generación del 50, la trayectoria de Guillén es larga, pero quizá uno de sus mayores méritos sea el haber ayudado a recuperar la cultura poética de la ciudad tras la Guerra Civil. Fue uno de los primeros poetas que, con el grupo Versos al Aire Libre, rompió el silencio que, durante veinte años, cayó sobre la poesía granadina tras el asesinato de Federico García Lorca.

En sus primeras obras se nota la influencia neoclásica que pesó sobre otros miembros de su generación, pero la atracción de lo popular (Cancionero-guía para andar por el aire de Granada, 1962) pronto lo aligera, y ya en los sesenta abandona la rigidez del metro tradicional. Sus temas no son leves: el amor y el erotismo suelen mezclarse con la elegía por la degradación inevitable que trae el tiempo.

En 1994 le fue concedido el Premio Nacional de Literatura por Los estados transparentes, premio que hasta entonces sólo había recaído en un granadino, Luis Rosales, en 1951.

Ha publicado más de veinte libros de poesía y ha obtenido numerosos premios, entre ellos Leopoldo Panero (1966), Guipúzcoa (1968), Boscán (1968) y Ciudad de Barcelona (1969), entre otros. En el año 2014 recibió el Premio Internacional de Poesía Federico García Lorca.

Su obra en prosa está representada por narraciones, ensayos, conferencias, comentarios y artículos. Ha sido traducido a numerosos idiomas.

Es miembro de la Academia de Buenas Letras de Granada y de la de Nobles Artes de Antequera.

Foto: Fernando Sánchez Alonso